África es, algunas veces, como esas cajas de música antiguas …

África es, algunas veces, como esas  cajas de música antiguas a las que había que dar cuerda para que sonaran. Cuando los dueños se olvidaban de ellas, o cuando se aburrían de su música, no volvían a dar cuerda al mecanismo y las cajas enmudecían para siempre. Ahora, y después del estruendo de los primeros…